Pulsamos el botón de la sonrisa contra el cáncer infantil

Solamente son seis letras. Seis malditas letras que cuesta horrores pronunciar. Seis letras a las que apenas hacemos caso, frente a las que nos suponemos inmunes y que, de una u otra forma, a veces acaban afectándonos.

Creemos que el cáncer siempre les toca a los demás, que es algo que no nos va a pasar a nosotros y muchísimo menos a nuestros hijos, a quienes protegemos con todas nuestras fuerzas de todos los males, incluidas esas seis fatídicas letras. Hoy, 15 de febrero, es el día Mundial del Cáncer Infantil, una enfermedad que afecta cada año a 1.200 niños y niñas de entre 0 y 19 años, según los datos de los últimos cinco años del Registro Español de tumores infantiles. Estamos hablando de 1.200 niños, pero también de 1.200 madres, 1.200 padres, abuelos, abuelas, hermanos, hermanas, amigos… 

cancer infantil

El cáncer infantil es una enfermedad que arrasa con las familias y que trastoca a todos los que rodean a este pequeño gran luchador; porque vamos a dejar una cosa clara desde el principio: estos pequeños SIEMPRE, son luchadores, incluso cuando no pueden más demuestran lo grandes que son, porque como los define Paco Arango, fundador de la Fundación Aladina, “estos pequeños son profesores de lo que de verdad importa”.

El rayo de luz ante este diagnóstico son las buenas previsiones que tiene la enfermedad y es que el 80% de los niños se curan. Aunque todavía queda muchísimo camino por recorrer, lo cierto es que esta cifra es un 25% superior a la de los años 80.

La importancia del apoyo psicológico 

Si hace unas semanas, por el Día Mundial contra el Cáncer, comentábamos lo complicado que es reaccionar ante una noticia así, cuando el que padece la enfermedad es nuestro hijo, comunicar esta noticia es muchísimo más complicado. Aquí, la opinión de las psicooncólogas, a las que Arango define como “bomberos en mitad del fuego”, es contar la verdad, ponerle cara a esas seis letras: cáncer. Eso sí, siempre con un mensaje adaptado al nivel de comprensión del niño, teniendo en cuenta su edad, su personalidad o su propia experiencia con la enfermedad (por ejemplo, si ha habido algún caso en la familia).

cancer infantil

Aun así, su respuesta es muy diferente en cada caso, estando siempre muy influenciada por la propia actitud de los padres, de ahí la espectacular labor que realizan día a día las psicooncólogas de la Fundación Aladina, no solo con los pacientes, sino con los médicos, los padres e incluso los hermanos, que son muchas veces los grandes olvidados.

Como ha ocurrido con absolutamente todo, la pandemia por COVID-19 ha cambiado drásticamente las plantas de los hospitales dedicadas al cáncer infantil. El ir y venir diario de voluntarios que animaban el día a día de los pequeños y sacaban sonrisas hasta en los peores momentos ha desaparecido. Las sonrisas que psicólogos, médicos y enfermeras dedicaban a su paso están tapadas por mascarillas, pero “por mucho que lo intente, una carcajada no la pueden tapar las mascarillas”, afirma Paco Arango. 

El gran secreto del cáncer infantil

Durante estos meses, aunque la pandemia ha impedido el contacto con voluntarios, solo pudiese estar en el hospital uno de los padres y estos se hayan visto privados del contacto con otros padres en la misma situación, la Fundación Aladina ha seguido acompañando con iniciativas como ‘Juntos desde Casa’, que seguía proporcionando ayuda y entretenimiento a los niños con cáncer y a sus familias para que no perdieran la sonrisa ni siquiera en medio de una pandemia mundial.

Si hay algo que todos tenemos claro es que estos pequeños tienen una magia especial que les ayuda a superar momentos y situaciones que nos serían imposibles de superar a muchísimos adultos. 

Claro que tienen un secreto, un secreto que desvelan precisamente hoy, Día Mundial del Cáncer Infantil. Hablamos de ‘El botón de la sonrisa’, un botón que tienen los niños con cáncer y que les ayuda a superar los momentos más complicados de la enfermedad y a no perder nunca la sonrisa. Ahora, comparten ese secreto con todo el mundo y prestan este botón a todo el que lo necesite mediante mensajes que se podrán enviar a través de este link.  

En Gente Que Brilla continuamos apoyando a la Fundación Aladina en su labor de acompañamiento, apoyo y lucha contra el cáncer infantil. ¿Tú también quieres colaborar? Puedes hacerlo aquí o a través de la tienda.