Los héroes del transporte

Los efectos y consecuencias de la Covid-19 en la salud, en la sociedad y en la economía mundiales son imprevisibles en estos momentos. Sin embargo, el estado de alarma decretado por el Gobierno está afectando muy directamente a todos los ciudadanos y a su entorno, incluyendo diversos sectores, entre ellos el del transporte.

La entrada en vigor del estado de alarma en España supuso para muchos sectores la paralización de su actividad. Aunque el transporte público es uno de los pocos que puede mantener sus servicios, la red ferroviaria española ha visto cómo sus 89.000 pasajeros diarios se han reducido hasta un máximo de 1.000 usuarios.

Se limitaron los trayectos en los servicios de largas distancias, y el cierre de colegios y diversos sectores, aminoraba el número de usuarios para los servicios de Cercanías, que no disminuirían su frecuencia, para evitar las aglomeraciones de personas en los trenes. 

Renfe –que en su página web «desaconseja viajar salvo por razones inaplazables o de extrema necesidad»– ha reducido a la mitad los servicios de Alta Velocidad, Larga Distancia, Media Distancia y Avant; y solo pone a la venta un tercio de las plazas de cada tren, como medida para favorecer la distancia entre viajeros.

Los maquinistas son parte de ese colectivo de héroes que se enfrentan diariamente al riesgo de contagio por la falta de medios de protección desde el minuto uno.

Estos mismos héroes se suman a los policías, bomberos, sanitarios, personal de limpieza, periodistas y todos aquellos que mantienen viva la actividad social y económica de nuestro país, y que también realizan su labor con toda profesionalidad a pesar de la falta de recursos en muchas ocasiones.

Un maquinista de Metro de Madrid ha elaborado un vídeo, que se ha hecho popular entre la plantilla del suburbano, en el que lanza un mensaje de esperanza frente al coronavirus haciendo referencia al nombre de las distintas estaciones de la red.

Los conductores de Metro han bajado el ritmo pero siguen siendo el colectivo más expuesto dentro de la compañía.  Esto ocurre porque, en una sola jornada, un tren lo cogen hasta 60 maquinistas, lo que los convierte en población de máximo riesgo.

Por otro lado, Juan Carlos es un maquinista de Renfe que ha grabado un vídeo en el que nos cuenta que en los andenes hay muy poca actividad estas últimas semanas. Él, sin embargo, sigue realizando los trayectos pertinentes para garantizar el servicio a los pasajeros.

Como Juan Carlos, muchos trabajadores del sector del transporte acuden cada día a trabajar:  “Hay que poner al mal tiempo buena cara y realizar el trabajo tan bien o mejor que otros días. Vendrán tiempos mejores. Cuidaos, protegeos y quedaos en casa”.

Todos estos profesionales están actuando como héroes, con una gran responsabilidad y compromiso con la ciudadanía. Hoy les dedicamos nuestro aplauso virtual, y agradecemos a todas las empresas y a los trabajadores del transporte el enorme esfuerzo que están realizando.

#EsteVirusLoParamosUnidos